La Asociación del Fútbol Argentino decidió que a partir de la día de la fecha los equipos puedan volver a las prácticas presenciales. En esta ocasión, los clubes no estarán obligados a regresar, sino que cada uno analizará su situación y en base a eso determinará que hacer.

Las últimas semanas fueron muy particulares en el mundo del fútbol femenino argentino. Esto se debe a que la vuelta a los entrenamientos, que en un principio se iba a dar el 4 de agosto junto con el masculino, se fue dilatando cada vez más y más. Pero finalmente hoy, luego del boletín oficial, se dio a conocer la resolución final: los planteles podrán volver a entrenar a partir de la fecha, siempre y cuando se realicen los test sereológicos.

Asimismo, en toda esta cuestión es necesario remarcar que, a diferencia de las anteriores veces, en esta oportunidad cada club tendrá la potestad de decidir si regresa o no. Es decir, todos los conjuntos se encuentran habilitados para retomar las prácticas presenciales, pero no será obligatorio que lo hagan.

Así, ya definida esta situación, solo resta esperar y ver cual será la postura que adopte cada institución. En un principio, en base a las circunstancias sanitarias y económicas que atraviesa cada equipo, todo parece indicar que no todos regresarán.

Latest posts by Joaquín Pereyra (see all)